Inmigrantes de baja prioridad podrán ver cerrados sus casos de deportación: ICE reactiva la discreción fiscal

La agencia federal anunció que ha vuelto a activar la herramienta conocida como ‘discreción fiscal’, un procedimiento que forma parte del debido proceso y permite a los fiscales poner fin a un caso de deportación. El beneficio había sido cancelado durante el gobierno de Donald Trump.

El Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) anunció que ha vuelto a activar la herramienta conocida como ‘discreción fiscal’, un procedimiento del debido proceso que permite a los fiscales de la agencia poner fin a un caso de deportación.

El herramienta procesal había sido eliminada durante el gobierno de Donald Trump como parte de la política migratoria de ‘tolerancia cero’.

Valiosa herramienta

“El anuncio abre las puertas para cerrar los casos de la mayoría de la gente que batalla por sus permanencias, tiene un caso de deportación, lleva tiempo en Estados Unidos y se ha portado bien”, dice Alex Gálvez, un abogado de inmigración que ejerce en Los Ángeles (California).

“Los fiscales de inmigración tendrán la discreción de terminar los casos, desestimarlos y los inmigrantes quedarán libres del proceso de deportación”, agregó.

Gálvez explicó que durante el gobierno de Barack Obama (2009-2017), el gobierno concedió discreción a los fiscales para poner en pausa los casos. Ahora Biden dio un paso más, autoriza a cerrarlos, que ya no exista un proceso de deportación para inmigrantes de baja prioridad”.

“Al ejercer tal discreción, los abogados de OPLA se adhieren a los principios perdurables que se aplican a todas sus actividades: defender el estado de derecho; desempeñar sus deberes éticamente de acuerdo con la ley y las normas profesionales de conducta; seguir las pautas y directivas estratégicas de la alta dirección; y ejercer un juicio meditado y hacer justicia en casos individuales”, añade.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *